jueves, 15 de mayo de 2014

LOS DE SAN PETERSBURGO FUERON CASTIGADOS CON UNA SANCION ECONOMICA Y PARTIDO SIN PUBLICO

Salomón Rondón formó parte de la expedición del Zenit a Krasnodar, donde el conjunto de San Petersburgo buscará este jueves desde las 10:00 de la mañana (hora de Venezuela) un triunfo que le permita soñar con ser campeón de Rusia, pero para eso necesita que Lokomotiv le haga un favor en su duelo con CSKA, actual líder.
El criollo no tendrá que cumplir partidos de sanción por los incidentes de la semana pasada en el juego ante Dínamo, que no se pudo completar por una invasión de cancha. El árbitro principal, Sergey Ivanov, solo observó un “altercado verbal”, y no contacto violento entre Rondón y el serbio Marko Lomic. Zenit sí fue castigado duramente, en lo económico y con dos partidos a puerta cerrada, por las acciones de sus hinchas radicales, que incluso agredieron a un jugador rival.
“No es solo el último partido de la temporada, también de este resultado depende el campeón. Vamos a tener un ojo en el CSKA-Lokomotiv, pero primero que todo debemos ganar en Krasnodar”, declaró Rondón a los medios rusos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada