lunes, 12 de mayo de 2014

DEPARTAMENTO DE VIDEO ES EL RECURSO Y HERRAMIENTA INSTANTANEA ALLA. COACHES Y JUGADORES LO UTILIZAN COMO NUNCA ANTES

Eduardo Pérez recuerda cómo eran las cosas cuando él debutó en las mayores y sonríe ante la distante imagen.
Era 1995 y si bien es cierto existían algunas cámaras cubriendo los juegos de Grandes Ligas, el ahora coach de bullpen de los Bravos de Atlanta, asegura que muchas cosas ocurrían sin que se eternizaran en un dispositivo con la velocidad que hoy sucede.
“Los turnos al bate, si querías verlos, tenías que esperar a que se terminara el año. Teníamos unos casetes de VHS que veían los coaches y nada más. Si querían mostrar algo nos lo enseñaban pero eso era raro. Hoy las cosas son un poco más rápidas”, explicó Pérez con cierta sorna.
La rapidez a la que se refiere el técnico venezolano es más bien instantaneidad. Según el criollo, aproximadamente un minuto después de cada turno de un jugador de los Bravos, él recibe un correo en su “IPad” con la visita al plato, detallada con tipo de pitcheo visto y ubicación del mismo. “Cualquier otro video, lo pedimos y lo tienen de inmediato. De quien sea”, añadió vía telefónica.
Pero las utilidades y funciones del departamento de video no llegan hasta ahí. Según Pérez, antes del inicio de todas las series, los coaches encargados se reúnen con sus dirigidos para explicarles algunas cosas detectadas por este avanzado espía.
“Por ejemplo, Evan Gattis estaba siendo golpeado con demasiada frecuencia por los bateadores cuando estaba como catcher. Yo ya le había dicho que estuviera pendiente de no adelantarse porque se puede lesionar. Él me decía que no lo hacía pero yo no le creí hasta que vi los videos laterales. Ahí me di cuenta que las líneas de la caja de bateo se borraban y los bateadores se iban para atrás saliéndose de su espacio. Desde ese momento Gattis está diciéndole al umpire que ordene pintar la caja de bateo constantemente”, contó el técnico antes de asegurar que la organización de los Bravos de Atlanta se enorgullece de tener uno de los mejores departamentos de video en las Grandes Ligas.
“Muchos equipos han venido a buscar asesoría. Yo he estado en todo el tiempo en el que esto se ha desarrollado”, dijo.
Las funciones del mismo, opina Pérez, son más para los coaches que para jugadores. No obstante, el bateador designado de los Tigres de Detroit, Víctor Martínez, asegura que él es uno de esos fanáticos de la tecnología.
“Yo veo muchos videos. Creo que me voy a dormir viendo videos. Pero también tienes que ser inteligente y saber qué lanza generalmente cuando tiene al bateador atrás en la cuenta”, explicó el criollo a MLB.com cuando fue inquirido por la impresionante relación de jonrones (7) por ponches (5) que muestra esta temporada.
Otros, sin embargo, no son tan seguidores de estas informaciones.
Jean Machí, por ejemplo, como relevista de San Francisco, asegura tener a la mano cualquier tipo de información que desee. El asunto es que, al menos él, no parece necesitarlas.
“Si voy a ver videos es porque me dicen. Generalmente estoy cerca de Santiago Casilla que es un gran seguidor de eso y él me dice algunas cosas. De todos modos sí pienso que es útil. Recuerdo que Marco Scutaro me corrigió algo el año pasado que dejaba ver el pitcheo que venía. Pienso que eso me ayudó bastante para lo que estoy haciendo ahorita”, dijo el nuevo “Buitre” de Venezuela desde el otro lado del hilo telefónico. Hasta el domingo, tenía cinco victorias en poco más de un mes de labores como apagafuegos de los californianos.
Incluso Miguel Cabrera, triple coronado de la Liga Americana en 2013, confesó el año pasado que “él no era de los que se la pasaba viendo videos de sus turnos”. Manny Ramírez afirmó lo mismo en una entrevista a ESPN en 2007.
Pero el alcance de la imagen en movimiento capturada y eternizada en todas sus formas ha sido tan innegable que incluso ha cambiado la misma naturaleza del juego.
Con la aparición de las repeticiones instantáneas, Eduardo Pérez narra que este departamento tiene ahora una línea directa con el staff de técnicos para informarles si deben o no apelar una decisión.
Esto, específicamente, no es algo que le agrade al coach de los Bravos considerando el tiempo que se pierde y la eliminación de las discusiones de los mánagers con los umpires.
“Siento que es algo distinto a lo que yo jugué porque antes se protestaba para la próxima. Ya eso no pasa. De todos modos, me hubiese encantado tener como jugador las herramientas que hoy existen. Muchos observan los videos solo para ver qué tal se ven. Pero pienso que todos los peloteros están pendientes, en mayor o menor medida, de lo que pueda decir la cámara. Eso creo que cambió todo”, concluyó el técnico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada